viernes, 20 de junio de 2008

フリーライブラリー FURII RAIBURARII

A la salida de la estación de Wakayama en un pasaje subterráneo me encontré con esta bilioteca improvisada. En el cartel pone que cuando leas el libro que te interesa lo devuelvas a su lugar correspondiente. Me parece una idea estupenda. También me gusta de vez en cuando encontrarme algún tebeo que alguien ha dejado tirado la estación, no está nada mal para entretenerse un rato.

2 comentarios:

larubiafriqui dijo...

Eso está muy bien, aunque imagino que no había libros en inglés o español... Pero bueno, así se motiva uno para aprender japonés, jeje.

Marcos dijo...

A mi también me encanta encontrar tebeos tirados por ahi.